entrevista-karla-4

Karla Ruiz

Sentirse en la plenitud de la vida habla de un camino recorrido lleno de aprendizajes, altibajos y también satisfacciones.

Este es el momento por el que atraviesa Karla Ruiz, quien con mucha madurez nos cuenta cómo ha sido su andar para llegar hasta el día de hoy, cuando todas las esferas de su vida están en su mejor momento.
Karla es una mujer que hace click con la tecnología. Con una imagen natural, fresca, que de inmediato cautiva e impacta. En ella nada es forzado. Su expresión lo dice todo. Alta, delgada, en la plenitud de su vida, esta joven comunicadora creyente de la tecnología y de las redes que esta crea, se conoce muy bien, y sabe que para llegar a realizar grandes y significativos cambios hay que ser congruente con lo que se dice y con lo que se hace: “Soy una mujer extremadamente positiva, quien siempre cree que tenemos la capacidad de lograr lo que nos propongamos; amo mi país profundamente, soy totalmente nacionalista, la verdad es que el hecho de vivir en Guatemala nos permite tener grandes oportunidades, pues nos abre puertas para muchas otras cosas”.

Karla, creció en la Ciudad de Guatemala en un ambiente muy familiar y con los valores bien aprendidos gracias a la educación que le dieron sus padres. “Mi infancia fue dura porque era mal estudiante, a mi hermana le encantaba estudiar y a mí por el contrario no me gustaba; sin embargo, mi mamá siempre se enfocó en mis fortalezas, me decía que yo era la artista, la creativa; entonces nunca me sentí la tonta por no tener buenas notas, es por ello que cuando de niño te crían así, viendo tus fortalezas… te acostumbras; como yo de niña no me enfoque en lo negativo, siempre me enfoco en lo positivo y así me pasa en cuanto a Guatemala, porque a nivel mundial tenemos números positivos, de las cuales no se hablan. De los 200 países estamos en el top 30 de los países que más impacto positivo generan en el mundo, estamos en el top 8 en el país donde en Guatemala hay más mujeres directivas. Debemos enfocarnos en lo que si tenemos que lo que nos hace falta”.

“Para mí es una gran suerte que así me educaran; somos tres hermanos, yo soy la del medio; somos socios y pues a mí me tocó ser la imagen pública de la empresa; mi hermano es el CEO. Actualmente estoy feliz, plena y realizada; yo viví el paradigma de la mujer empresaria. Como mujeres nos toca trabajar el doble y nos volvemos adictas al trabajo, trabajamos como locas, viví en Suiza y me dedique a trabajar; sin embargo, de los 26 a los 35 me olvide de mi vida personal y era solo trabajar, tiempo que me enseño muchísimas cosas profesionales y me hicieron crecer; pero a los 35 me di cuenta que es sumamente importante darnos el tiempo necesario como mujeres, con la pareja, con la familia. Hoy en día la vida en pareja para mi es lo más importante”. Así enfatiza esta carismática mujer lo importante que para ella es vivir una vida en equilibrio.
Acá en Guatemala, pase por 7 colegios, a los 18 años mi mamá me ayudo para que me fuera a Suiza, y en 3 meses aprendí francés porque tenía la motivación de entrar a estudiar en una de sus escuelas de arte, fue ahí donde descubrí lo que quería ser, estudie bellas artes y el enfoque de cómo podes entender el mundo a través del arte; aprendí a estar entera de todo lo que pasa a mi alrededor pero se necesita para ver más allá; y el diseño multimedia fue lo que más me gusto; ya con el tiempo y me fui preparando en el área de finanzas por cuestiones de negocios.

Mi hermana me motivaba a regresar al país y lo hice en 2004, pues tú podes crecer y las oportunidades de emprendimiento son mucho más amplias en Guatemala y es por ello que regrese, siempre con la idea de ser generadores de trabajo.

Hace 12 años, empezamos siempre como empresa familiar, desde la empresa de mi papá creando website para sus clientes y empezamos a trabajar de la mano como BBDO; y esto hizo que yo fuera la Directora de BBDO Digital. Alma Iris de Castillo fue una gran mentora para mí en el área financiera; con el tiempo el negocio se volvió muy interesante y al ver la gran oportunidad que se venía en el área digital nos independizamos totalmente. En todo este camino hemos aprendido a manejar alianzas, claro tuvimos errores y aprendimos a crear una cultura empresarial. Ya en el 2008, mi hermana decidió ser mamá… nace mi sobrina Sofía, quien nos vino a cambiar el mundo. Con la llegada de Sofía, cambiamos de empresa y creamos Milk & Cookies, iniciamos con 9 personas, eran quienes tenían más tiempo de trabajar con nosotros. La tecnología está cambiando el mundo, pero lo que realmente está cambiando son los seres humanos. El 80% de la población no tiene hábitos de tecnología, y con el nombre de nuestra empresa lo que buscamos es que todos nuestros clientes se sientan en familia que toma su galleta con leche… esa en nuestra filosofía y podemos cambiar el mundo y trasladamos a nuestros clientes esa cultura de vida.

Estamos trabajando para ofrecer un servicio que vaya muchísimo más allá de lo que los clientes esperan en términos de rapidez, eficacia, eficiencia, confiablidad, soluciones e innovación. Reitera Karla Ruiz.
Sin duda alguna, la vida de Karla está llena de actividades y motivaciones. Esta mujer siempre inquieta por reinventar su futuro, tiene valores sólidos que aprendió desde niña y que ha sabido conservar con el paso de los años.

¿Karla cuál es tu misión? Mi misión, me la he tenido que replantear cada 3 meses; pero estoy consciente que mi misión fundamental es Ser feliz; pero esta misión, también es cambiante, porque primero lo vez solo para ti, luego tu familia, tu entorno, tu país; y el poder que tenemos a través de la comunicación es increíble. Mi misión, actual, es construir un sistema de comunicación que nos haga regresar a las raíces, tener confianza, educar en valores y esta es una de mis misiones… crear redes que nos ayuden a crecer integralmente.

En relación a esa misión que Karla Ruiz se ha propuesto, ha traído al país movimientos mundiales que buscan el cambio y desarrollo a diferentes áreas de la población.

“Creamos Global Shapers dirigida para jóvenes líderes y la red Women´s Entrepernuship Day, para mujeres y Visionarios que es más abierta y con la misma visión por un mejor país. Mi mayor motivación es hacer crecer los mercados locales del país, porque la gente no tiene que migrar a la ciudad, en su comunidad puede crecer y estudiar si tienen las oportunidades; veo que a 5 o7 años ya tengamos resultados positivos”.

¿Cuál es tu visión, Karla? Me visiono como una líder de impacto con ideas claras que con la tecnología podamos transformar vidas. El 40% de mi tiempo lo dedico a dictar conferencias y dar a conocer lo importante de poder potencializar positivamente la tecnología, que tengamos ese despertar tecnológico. Que piensen en Guatemala como el mejor país trabajando a través de la tecnología y podemos serlo, estando a la vanguardia, nosotros en Centroamérica, podemos ser el número uno en servicios creativos digitales. Si pudiera ser una heroína, me gustaría tener el poder de conectar las oportunidades con las necesidades, las personas.
El secreto del éxito de Karla Ruiz ha sido la combinación de una empresa que confía en la gente joven y una joven que quiere trabajar, que cree que en Guatemala hay oportunidades sólo hay que buscarlas y encontrarlas.
Karla nos dice: “Debemos fomentar la oportunidad de trabajar, esforzarnos y producir por lo que queremos; porque cuando tú trabajas, tienes el derecho de disfrutarlo y ser feliz”.

¿Karla que aconsejas a las mujeres? Nunca se olviden de su vida personal, eso es principal, no hay éxito profesional que vaya a sustituir la felicidad personal. Debemos saber y empoderarnos de las cosas y responsabilidades que nos tocan, entenderlo y gozarlo porque estamos conscientes que como mujeres las responsabilidades son mayores. Hacer equipos multidisciplinarios y jamás tratar de cambiar a alguien a la fuerza, todo debe darse naturalmente.
No cabe duda. Karla es lo que refleja. Una mujer plena que cuenta con una familia que la entiende y que la apoya, y con una carrera que la motiva y la impulsa a seguir creciendo.

Conocer a Karla Ruiz ha sido muy gratificante, porque es una auténtica representante de la mujer del siglo 21, que como tal entiende las necesidades y sueños de la mujer, pero más aún como una ciudadana guatemalteca comprometida con su país con el firme propósito de llevar a Guatemala tan lejos como le sea posible.

Karla Ruiz. Toda una guatemalteca profesional que está haciendo historia.

0 shares
Artículo anterior

Regalos mes de la mujer!

Artículo siguiente

Impulsando Mujeres de Negocios

Deja un comentario