shutterstock_105216083

Igualdad de género detonaría empleos en el mundo: ONU

A nivel mundial, en promedio, las mujeres cobran un 24 por ciento menos que los hombres.

La igualdad de género detonaría el empleo en el mundo y, por lo tanto, generaría mayor bienestar para toda la sociedad, apuntó ONU-Mujeres.

Un informe del organismo —titulado “El progreso de las mujeres en el mundo 2015-2016: transformar las economías para realizar los derechos”—, propuso una serie recomendaciones que, de ser atendidas, crearían no sólo sociedades más justas en términos de género, sino también una economía con nuevos sectores de empleos, sobre todo en la industria relacionada con los cuidados.
“Esta economía respetaría y valoraría el trabajo de las mujeres; eliminaría los estereotipos sobre lo que las mujeres y los hombres pueden y deben hacer; y garantizaría que las mujeres puedan trabajar y vivir sin sufrir violencia ni acoso sexual”, acotó el informe.

Dicha igualdad se refiere a mismos salarios y en acceso equitativo a puestos de trabajo para hombres y mujeres.
Sin embargo, el reporte destacó que pese a que vivimos una era de riqueza mundial sin precedentes, millones de mujeres siguen confinadas en trabajos mal remunerados, de poca calidad, sin disfrutar siquiera de una asistencia sanitaria básica, ni acceso a agua limpia o saneamiento decente.

En el mundo, sólo la mitad de las mujeres forman parte de la población activa, comparadas con las tres cuartas partes de hombres; en tanto que en las regiones en desarrollo, hasta el 95 por ciento del empleo de mujeres corresponde al sector informal, con trabajos fuera de la ley y sin protección social.

El informe señaló que la carga del trabajo de cuidado no remunerado aún recae en las mujeres y se ha intensificado como consecuencia de políticas de austeridad y recortes.

Phumzile Mlambo-Ngcuka, directora ejecutiva de ONU-Mujeres, declaró que, además del desigual acceso al empleo, la falta de servicios públicos afecta principalmente a las mujeres y las niñas, que son castigadas injustamente cuando el Estado falla en proveer estos recursos.

“Necesitamos políticas que faciliten que tanto las mujeres como los hombres puedan cuidar de sus personas queridas sin tener que sacrificar su propia seguridad económica, prosperidad e independencia”, añadió.
El documento reveló que a nivel mundial y en promedio, las mujeres cobran un 24 por ciento menos que los hombres y que la brecha en el caso de las mujeres con hijas e hijos es aún mayor.

A la enorme carga para las mujeres por cuidar a otras personas, se añaden tasas inferiores de participación en la población activa, diferencias de remuneración por motivo de género y un menor acceso a las pensiones.
En Francia y Suecia, las mujeres ganarán un 31 por ciento menos que los hombres a lo largo de su vida; en Alemania, un 49 por ciento menos que los hombres; y, en Turquía, una mujer en promedio ganará un abrumador 75 por ciento menos que un hombre durante su vida.

Asimismo, las mujeres se ven limitadas a una serie de ocupaciones infravaloradas. Por ejemplo, el 83 por ciento de trabajadores domésticos de todo el mundo son mujeres y prácticamente la mitad de ellas no tienen derecho al salario mínimo.

Incluso en los casos en los que las mujeres consiguen prosperar profesionalmente, se encuentran con obstáculos a los que normalmente los hombres no tienen que enfrentarse, de acuerdo con ONU-Mujeres.
Por ejemplo, en la Unión Europea, 75 por ciento de las mujeres en puestos de dirección y profesionales más elevados y el 61 por ciento de las mujeres en ocupaciones del sector de servicios han sufrido algún tipo de acoso sexual en el lugar de trabajo a lo largo de su vida.

 

0 shares
Artículo anterior

UPANA VIRTUAL OFRECE NUEVE MAESTRÍAS EN LÍNEA

Artículo siguiente

DOVE CONSIENTE TU BELLEZA REAL

Deja un comentario